La palmera imperial

|

28th, Oct

Un ejemplar único en su especie, sin duda el más emblemático del palmeral ilicitano. La Palmera Imperial recibe este nombre en honor a la Emperatriz Sissí que en otoño de 1894 visitó la ciudad de las palmeras y quedó asombrada de la belleza de dicho ejemplar. Sissí impresionada por la peculiaridad de la palmera se dirigió al sacerdote que cuidaba el huerto y le dijo: “esta palmera tiene un poder y una fuerza dignas del más grande imperio. Póngale un nombre célebre“.

Foto del busto de la Emperatriz Sissi en el Jardín Huerto del Cura
Foto del busto de la Emperatriz Sissi en el Jardín Huerto del Cura

Cátedra Pedro Ibarra: “Ésta es probablemente la primera fotografía de la Palmera Imperial donde se puede ya ver como están brotando los hijuelos. El personaje de la derecha es el capellán Castaño, despojado de su sotana con una de sus sobrinas. La palmera está todavía desprovista del soporte que hubo de ponerle el capellán Castaño hacia 1900 debido a la envergadura y el peso que estaban adquiriendo los hijuelos.
Fuente e imagen: Orts Serrano , Francisco / Orts Serrano, José / Orts Pérez, Santiago. “El Huerto del Cura”. Ediciones Huerto del Cura, 2000, p. 45.”

Ésta es probablemente la primera fotografía de la Palmera Imperial donde se puede ya ver como están brotando los hijuelos. El personaje de la derecha es el capellán Castaño, despojado de su sotana con una de sus sobrinas. La palmera está todavía desprovista del soporte que hubo de ponerle el capellán Castaño hacia 1900 debido a la envergadura y el peso que estaban adquiriendo los hijuelos. Fuente e imagen: Orts Serrano , Francisco / Orts Serrano, José / Orts Pérez, Santiago. "El Huerto del Cura". Ediciones Huerto del Cura, 2000, p. 45.

Y así fue, la hoy conocida como Palmera Imperial germinó alrededor del año 1830, en 1865 comenzó a dar muestras de su singularidad al brotarle del tronco multitud de hijuelos algunos se desprendieron al crecer por su propio peso quedando siete de ellos simétricos y equidistantes.

Fuente: Cátedra Pedro Ibarra
Fuente: Cátedra Pedro Ibarra

Hoy en día con unos 180 años de vida, la Palmera Imperial necesita de un soporte metálico para no venirse abajo por su propio peso (aproximadamente 10 toneladas). Durante su vida ha visto pasar frente a ella a millones de ilicitanos, turistas y personalidades que no han podido más que quedar boquiabiertos y admirar su belleza.

Actualmente podemos verla en el Jardín Huerto del Cura donde sus cuidadores la tratan con el cariño que merece la joya del palmeral.

Jardín Huerto del Cura Elche

LEAVE COMMENT